#NiUnaMenos – Brecha digital

#NiUnaMenos

“Fueron las mujeres autoorganizadas las que le pusieron un nombre al problema, encontraron eco en una fracción del periodismo, se erigieron en voces autorizadas para interpretarlo, y cambiaron definitivamente el modo de pensarlo”, escribe Inés Pousadela en esta nota sobre la violencia contra las mujeres en la agenda progresista latinoamericana.

Las más recientes estimaciones de la Organización Mundial de la Salud confieren a la violencia contra las mujeres el rango de pandemia. Como fenómeno, ésta es prácticamente tan antigua como la humanidad. Sin embargo algo ha cambiado en las últimas décadas, y lo ha hecho en forma acelerada: esa realidad ha sido reconocida como problema y progresivamente redefinida: de asunto individual, privado y perteneciente a lo sumo a la “baja política”, pasó a ser considerado un problema social, público y merecedor de atención a nivel global.

La cobertura periodística es indicativa de este cambio, no sólo porque ha crecido exponencialmente en los últimos años, poniendo el tema sobre el tapete, sino también (y de modo más relevante) porque ha desplazado gradualmente su marco interpretativo, desalojan...

Artículo para suscriptores

Hacé posible el periodismo en el que confiás.
Suscribiéndote a Brecha estás apoyando a un medio cooperativo,
independiente y con compromiso social

Para continuar leyendo este artículo tenés que ser suscriptor de Brecha.

Suscribite ahora

¿Ya sos suscriptor? Logueate

Artículos relacionados

Edición 1916 Suscriptores
Los ministros de Defensa americanos en la cumbre de Brasilia

La nueva idea top venida del norte

Edición 1916 Suscriptores
Las fake news de cara al plebiscito constitucional en Chile

Ecos de una campaña sucia

Edición 1916 Suscriptores
Las AFAP en el anteproyecto de reforma previsional

Los beneficios de contar el vuelto

Edición 1916 Suscriptores
Perfil político de la senadora nacionalista Carmen Asiaín

Bajo el sol de la cruz