Continuará – Brecha digital

Continuará

El bloque independentista catalán consensuó una declaración en la que da por iniciado el proceso de independencia y de marcha hacia una república. Por otro lado, como es habitual, la Asamblea General de las Naciones Unidas votó a favor del levantamiento del bloqueo estadounidense a Cuba.

El bloque independentista catalán, integrado por la coalición Juntos por el Sí y la izquierdista Candidaturas de Unidad Popular (Cup), y que cuenta con mayoría absoluta en el parlamento electo el mes pasado en la región, consensuó una declaración en la que da por iniciado el proceso de independencia y de marcha hacia una república. “Las elecciones del 27 de setiembre brindaron un mandato democrático que se basa en la mayoría de escaños de las fuerzas parlamentarias que tiene el objetivo de que Cataluña sea un Estado independiente”, dice el documento, y agrega: “el proceso de secesión no se supeditará a las decisiones de las instituciones del Estado español, en particular del Tribunal Constitucional, ya que es un organismo deslegitimado”. El parlamento catalán, presidido desde ahora por Carme Forcadell, una de las referentes de la Asamblea Nacional Catalana, lanzó también el proceso de convocatoria a una asamblea constituyente que tendrá como fin elaborar la Carta Magna de la futura república independiente, si ésta llega a ver la luz. La declaración fue enviada a Madrid y a la Unión Europea y, como era de esperar, llevó al primer ministro español, Mariano Rajoy, a amenazar a los catalanes con aplicarles “todo el peso de la ley” e ir hasta la reducción de sus potestades autonómicas. “Esta iniciativa no puede calificarse sino como un acto de provocación de quienes saben que la ley no está de su parte. El gobierno que presido garantiza y garantizará que no van a lograr ninguno de sus objetivos”, dijo el líder del gobernante Partido Popular, que posiblemente vuelva a ganar las elecciones generales convocadas para el 20 de diciembre. En este punto Rajoy cuenta con el apoyo de dos de sus grandes rivales, los candidatos del Psoe, Pedro Sánchez, y de Ciudadanos, Albert Rivera, un catalán “españolista”, pero no así con el de los izquierdistas Podemos e Izquierda Unida, Pablo Iglesias y Alberto Garzón, respectivamente. Tanto Iglesias como Garzón, cuya confluencia en una candidatura única para las elecciones generales de diciembre no pudo ser acordada aunque sí confluyeron en las catalanas de setiembre en Cataluña Sí que es Posible, son partidarios de la convocatoria a un referéndum vinculante en el que se decida el futuro de Cataluña.

Por otro lado, la región sigue sin gobierno autonómico, porque no han dado resultado las negociaciones entre Juntos por el Sí y la Cup. Ambos coinciden únicamente en su voluntad de marchar hacia la independencia, pero la Cup, un partido que se define como anticapitalista, se niega a votar la investidura como jefe de gobierno del líder de Juntos por el Sí, el ex presidente catalán Artur Mas, al que acusan de haber llevado a cabo una política muy similar, de recortes y privatizaciones, a la que en Madrid conduce Rajoy, y al que vinculan directa e indirectamente con escándalos de corrupción. Jordi Puyol, que durante décadas gobernó Cataluña en connivencia con los barones madrileños del Partido Popular y que actualmente es investigado –junto a su familia– por multimillonarias estafas y desfalcos, es el dirigente histórico de Convergencia Democrática de Cataluña, el partido al que pertenece Mas.

• Como es habitual, la Asamblea General de las Naciones Unidas votó a favor del levantamiento del bloqueo estadounidense a Cuba. Esta vez lo hizo por mayor diferencia que en otras: 191 países se pronunciaron a favor, y sólo dos en contra: Estados Unidos e Israel. No hubo abstenciones. Lo curioso de esta votación es que Washington votó casi que por inercia, porque el propio titular de la Casa Blanca, Barack Obama, está embarcado en un proceso de negociación con La Habana que comprende el levantamiento del bloqueo. Estados Unidos justificó esa contradicción diciendo que la decisión de eliminar esta medida vigente desde hace más de 50 años debe ser del Congreso nacional y no de una organización supranacional…

Artículos relacionados