El día que Reagan se confundió - Semanario Brecha
Cultura Suscriptores

El día que Reagan se confundió

Con “Born in the Usa” Bruce Springsteen terminó por consolidarse en lo más alto de la música estadounidense al tiempo que Ronald Reagan, en busca de una reelección que finalmente conseguiría, malinterpretaba por completo un mensaje que hoy sigue teniendo mucho sentido.

Bruce Springsteen durante un acto de campaña de Hillary Clinton, el 7 de noviembre en Filadelfia / Foto: AFP, Brendan Smialowski

“El futuro de Estados Unidos reside en miles de sueños dentro de sus corazones, reside en el mensaje de esperanza que trasmiten las canciones que tantos jóvenes estadounidenses admiran; las canciones del artista de Nueva Jersey Bruce Springsteen. Y mi trabajo consiste en ayudarlos a que esos sueños se hagan realidad.” El esperanzador mensaje, pronunciado el 19 de setiembre de 1984 en el pueblo de Hammonton, Nueva Jersey, con la Estatua de la Libertad de fondo, corresponde a Ronald Reagan, quien se encontraba en plena campaña para la reelección, algo que finalmente conseguiría con superioridad aplastante. Reagan, un actor devenido político, un pragmático alérgico a las sutilezas, un republicano en busca de votos locales, incurría sin embargo en una flagrante contradicción. Cuesta creer cómo...

Artículo para suscriptores

Hacé posible el periodismo en el que confiás.
Suscribiéndote a Brecha estás apoyando a un medio cooperativo, independiente y con compromiso social

Para continuar leyendo este artículo tenés que ser suscriptor de Brecha.

Suscribite ahora

¿Ya sos suscriptor? Logueate

Artículos relacionados

1996 Suscriptores
El cierre de colegios y la respuesta oficial

El ansiolítico

1996 Suscriptores
Obras en la embajada de Estados Unidos

La ocupación

1996 Suscriptores
La discusión por el interior y las precandidaturas del Frente Amplio

Primera zancadilla

1996 Suscriptores
La fiscalía desestimó la denuncia penal del gobierno por la construcción del Antel Arena

No hubo delitos

1996 Suscriptores
Dudas y expectativas sobre el anuncio de una nueva –y privada– aerolínea de bandera

Enramada