Edición 1544 Suscriptores

El Cromagnon chileno

Pero a dos meses de la muerte de Daniel Moraga (24 años), Fabián González (22), Ignacio Medina (17), Gastón Angladetti (25) y Robert Rivas (23) en un boliche de Santiago, van apareciendo otros detalles del expediente judicial que complejizan la cuestión.

Todo sucedió en la noche del jueves 16 de abril en el Espacio Iberomusic, de Santiago de Chile, conocido también como Bar Santa Filomena. No era originalmente el lugar en el que la banda inglesa Doom (guitarras híper rápidas, canto gutural, quiebres intempestivos, temas de un minuto y medio, más metalero que punk diríamos algunos; punk por lo anarco de las letras, piensan otros) iba a tocar. Puede que en ese cambio esté una de las claves de la masacre: 300 entradas vendidas para un público impaciente por entrar en un local donde no cabían más de 180 y al que se accedía (y se salía, lógico) por una única escalera descendente a un sótano.

Las primeras crónicas culparon a la avalancha humana que se apiñó contra las rejas y a los guardias de seguridad que hacían fuerza en contra para impedi...

Artículo para suscriptores

Hacé posible el periodismo en el que confiás.
Suscribiéndote a Brecha estás apoyando a un medio cooperativo,
independiente y con compromiso social

Para continuar leyendo este artículo tenés que ser suscriptor de Brecha.

Suscribite ahora

¿Ya sos suscriptor? Logueate

Artículos relacionados

Política Suscriptores
Final de campaña en Montevideo

La pelea es adentro

Política Suscriptores
Cuatro barriadas con los candidatos

Por las calles de Montevideo

Política Suscriptores
Avanza la investigación por espionaje militar en democracia

Resabios de aquellos tiempos

Sociedad Suscriptores
Cabildo Abierto busca coronarse en el noreste montevideano

Viento en el quepis