El hermano argentino - Brecha digital
Edición 1584 Suscriptores

El hermano argentino

Negocios, lavado de cara para recuperar el “patio trasero” y acuerdos en materia de seguridad, con la excusa de la lucha contra el terrorismo y el narcotráfico, fueron los tres ejes de la visita de Obama a la Argentina macrista.

Obama y Macri en el Parque de la memoria, el 24 de marzo / Foto: Presidencia Argentina

“Lo admiro profundamente”, fue la frase pronunciada por el presidente Mauricio Macri en referencia a Barack Obama en la simbólica y emblemática cena para mil invitados en el Centro Cultural Kirchner. El encuentro sirvió también para mostrar la política interna del macrismo: del kirchnerismo sólo fueron invitados el senador Miguel Pichetto, que ya adelantó su voto favorable para acordar con los fondos buitre, y el ex gobernador sanjuanino José Luis Gioja, lobbista de las empresas mineras estadounidenses y canadienses en la cordillera argentina. Macri se posicionó así como un naciente líder liberal en una región golpeada por los gobiernos de centroizquierda.

La visita del presidente de Estados Unidos tuvo fines similares: la recuperación de la imagen estadounidense en el patio trasero lat...

Artículo para suscriptores

Hacé posible el periodismo en el que confiás.
Suscribiéndote a Brecha estás apoyando a un medio cooperativo,
independiente y con compromiso social

Para continuar leyendo este artículo tenés que ser suscriptor de Brecha.

Suscribite ahora

¿Ya sos suscriptor? Logueate

Artículos relacionados

Sociedad Suscriptores
La búsqueda de la identidad biológica en Uruguay

Otras apropiaciones

Sociedad Suscriptores
Con el historiador Carlos Demasi

«Los movimientos sociales fueron decisivos»

Política Suscriptores
Con representantes de los trabajadores del puerto

«Este conflicto era evitable»

Mundo Suscriptores
El conflicto en Ucrania y la militarización de Europa

Rumbo al norte

Cultura Suscriptores
Cincuenta años de Clube da Esquina

Amistad, creación y esperanza