En la escuela - Semanario Brecha
Edición 1534 Suscriptores

En la escuela

En algún punto, en algún espacio, todo aquel mundillo entonces no tan grande se tocaba, se juntaba, se separaba, definía sus contornos. Las familias se codeaban. Galeano y mi padre se juntarían varias veces.

“Cuando yo era chico, la maestra nos hacía leer en voz alta, y a nosotros no nos gustaba. Sólo con el paso del tiempo aprendí que eso había sido muy importante en mi formación”, repitió Galeano en varias entrevistas. Y es bien sabido que gustaba de las lecturas de sus textos, que modulaba con evidente fruición y sabedor de cómo y con qué cautivar a su público. Lo hizo en teatros, en foros, en ferias del libro. Y también en escuelas. Con el tiempo sus hijos se habrán acostumbrado a escucharlo, a hartarse incluso, a cargarlo por algún tic, pero en 1964, Verónica, su hija mayor, con 5 años, en los bancos de preescolares del Colegio Latinoamericano, era puro orgullo y sorpresa. Eduardo había ido a leer un texto y a charlar sobre la segunda marcha de los cañeros a Montevideo. Y mi padre, Gerard...

Artículo para suscriptores

Hacé posible el periodismo en el que confiás.
Suscribiéndote a Brecha estás apoyando a un medio cooperativo, independiente y con compromiso social

Para continuar leyendo este artículo tenés que ser suscriptor de Brecha.

Suscribite ahora

¿Ya sos suscriptor? Logueate

Artículos relacionados

Edición 2012 Suscriptores
La Fiscalía General de la Nación ante una crisis inusitada

En el ojo del huracán

Edición 2012 Suscriptores
La declaración de Delgado en la Fiscalía revelada en El caso Astesiano

Un regalo

Edición 2012 Suscriptores
El conflicto laboral en la pesca

La mar no está serena

Edición 2012 Suscriptores
Disyuntivas de la pesca industrial uruguaya

Buscando un rumbo