Mundo Suscriptores

Enfermedades preexistentes

Mario Abdo Benítez controla el covid, pero no la corrupción.

El ministro de Salud Julio Mazzoleni (izq), junto al presidente, Mario Abdo Benítez, en el Palacio de Gobierno de Asunción, anuncia la extensión de la cuarentena para mitigar la propagación del covid-19 en el país. Marzo de 2020 / Foto: Afp, Norberto Duarte

Como Uruguay, Costa Rica y Cuba, Paraguay mantiene cifras muy bajas de afectados por la pandemia. Su gobierno, sin embargo, está en el ojo de la tormenta por fraudes millonarios en la compra de insumos médicos.

Desde Asunción

“Le estamos ganando al covid-19, pero estamos perdiendo contra la corrupción”, rezaba
el cartel de un manifestante de la organización Ciudadanos Autoconvocados
Comisión Escrache. Fue en la Marcha contra la Corrupción y la Impunidad, la
noche del miércoles 3 de junio, que reunió a centenares de personas frente al
Panteón de los Héroes, en Asunción, en desafío a las restricciones sanitarias
impuestas debido a la pandemia del coronavirus.

En
Paraguay hay satisfacción con respecto a los resultados de las políticas
sanitarias del gobierno de Mario Abdo Benítez, q...

Artículo para suscriptores

Hacé posible el periodismo en el que confiás.
Suscribiéndote a Brecha estás apoyando a un medio cooperativo,
independiente y con compromiso social

Para continuar leyendo este artículo tenés que ser suscriptor de Brecha.

Suscribite ahora

¿Ya sos suscriptor? Logueate

Artículos relacionados

Las consecuencias de la estrategia sueca contra el coronavirus

El modelo que no fue

La oposición política a Bolsonaro frente a la catástrofe sanitaria.

En la ventana