Los iracundos - Semanario Brecha
Sociedad Suscriptores
El asesinato de Sergio Deleón y sus contextos.

Los iracundos

Amenazó con convertirse en un hecho político (partidario) y, al no hacerlo, las miradas giraron rápidamente hacia otros focos. Sin embargo, vista desde su barrio, la criminología y la psicología, a la muerte del militante de la 711 le quedaban reflexiones políticas (de las otras) por suscitar.

Ilustración: Dani Scharf

El Santo se llama el pago, por una estatua de Francisco de Asís que se
levanta donde pudo ser su entrada, la esquina en la que Florencio Sánchez –la
calle principal– deriva en un caminito de tierra a campo traviesa que sigue
siendo la vía más corta para llegar a la ruta 5, la vieja.

La calle corre del noroeste al
sureste y la interceptan cinco paralelas. Bogotá se llama aquella donde hasta
el sábado pasado vivían, frente a frente, un bombero jubilado y Sergio Deleón,
un hombre joven cuyo solar estaba separado de la calzada por un cerco de chapa
prolijamente pintado con los colores del Frente Amplio.

El lugar es uno de esos caseríos del
norte de Las Piedras envueltos por la ciudad. Diez manzanas con una gran plaza
redonda en el centro, floja de amoblamiento urbano pero surtida de...

Artículo para suscriptores

Hacé posible el periodismo en el que confiás.
Suscribiéndote a Brecha estás apoyando a un medio cooperativo, independiente y con compromiso social

Para continuar leyendo este artículo tenés que ser suscriptor de Brecha.

Suscribite ahora

¿Ya sos suscriptor? Logueate

Artículos relacionados

Edición 1991 Suscriptores
Nueva crisis del sistema penitenciario en Uruguay

Epicentro de violencia

Edición 1991 Suscriptores
La violencia carcelaria en Uruguay y las sombras de lo que ocurre en la región

Esperando a Marcola

Homicidios, allanamientos nocturnos y seguridad

Como el tero

Estudio sobre homicidios en Uruguay

En el mismo punto