Recluir y castigar - Brecha digital
Edición 1475 Suscriptores

Recluir y castigar

Durante más de un siglo el reformatorio Arthur G Dozier, en Marianna, Florida, acogió en sus instalaciones a niños y adolescentes infractores. Se trata de un lugar enorme, una propiedad que se extiende por 1.400 hectáreas de exuberante tierra virgen. Decenas de miles de niños fueron recluidos allí, desde su inauguración en 1900 hasta su clausura por supuestos recortes presupuestales en el año 2011. Pero la hermosa “escuela” en sus últimos momentos supo ser objeto de investigación por torturas, malos tratos, violaciones e incluso asesinatos por parte de algunos de los miembros del personal. Y de hecho, muchos de los menores recluidos a lo largo del tiempo fueron a parar allí sin haber pasado nunca por un juzgado.  En el terreno hay un cementerio, una pequeña parcela repleta de cruces...

Artículo para suscriptores

Hacé posible el periodismo en el que confiás.
Suscribiéndote a Brecha estás apoyando a un medio cooperativo, independiente y con compromiso social

Para continuar leyendo este artículo tenés que ser suscriptor de Brecha.

Suscribite ahora

¿Ya sos suscriptor? Logueate

Artículos relacionados

Cultura Suscriptores
La obra de Alfredo Lucho Maurente (San Carlos, 1910-La Paloma, 1975)

Pescador de sueños

Cultura Suscriptores
Con Gustavo Rodríguez, Premio Alfaguara de Novela 2023

«Perú carga el ADN de haber sido fundado como una empresa»

Edición 1940 Suscriptores
El levantamiento peruano entra en su séptima semana

A pesar de las balas

Edición 1940 Suscriptores
El MI utiliza la reserva y el «silencio positivo» para no brindar información

Cultura hermética