Salir del estrés

En Novorsibirsk, al sur de la región de Siberia, este 6 de octubre un nuevo jardín de infantes ha abierto sus puertas. En él, como en casi cualquier otro, se puede jugar, dibujar, cantar, hacer manualidades o dormir una hora después de almorzar. Si bien en apariencia se trata de una guardería con todas sus características, lo que tiene de peculiar es que no se trata de una común y corriente, sino que –por contradictorio que suene– se trata del primer jardín infantil para adultos.

La idea fue del empresario Evgueni Piatkovski, quien se inspiró en lo que la gente comúnmente suele pensar: las mayores dichas ocurrieron durante la infancia y la felicidad es todo aquello que “teníamos en el jardín infantil: una vida exenta de preocupaciones, cuando no había que estudiar o trabajar”, señaló a la agencia Sputnik. Así es que hombres y mujeres de distintas edades acuden a diario a recrearse, en un llamativo ejercicio de nostalgia.

El empresario también comenta que la mayoría de las personas interesadas (ya hay más de 80 inscritos) son personas que suelen tener muchas responsabilidades, banqueros o empresarios que necesitan salir del estrés y de las rutinas. A pesar de que la guardería recibe a personas que por lo general están muy ocupadas, cree que cualquiera puede permitirse el lujo de tomarse un día libre para pasar una jornada allí. Para impartir el orden, contrató a pedagogos y educadores reales con experiencia en jardines infantiles profesionales, quienes simplemente hacen su trabajo con los adultos, con pocas diferencias de cuando lo hacen para niños.

Un día en este jardín cuesta a los usuarios 3 mil rublos (unos 48 dólares), lo cual les garantiza tres comidas diarias. Por supuesto, como en cualquier otro jardín de infantes, está prohibido el alcohol o los cigarrillos, y si hay una pelea entre los usuarios, un botón de seguridad es activado alertando a un guardia, quién acudirá prontamente a reprender a los “niños” implicados.

Piatkovski señaló que no es su idea que el jardín se convierta en un centro para citas, pero dice que en parte no podrá evitarlo, ya que las actividades son mixtas y considera que el hecho de que exitosos empresarios sean frecuentes usuarios atraerá también a muchachas jóvenes al lugar.

Artículos relacionados