Si volvieran los dragones - Semanario Brecha
Cultura Suscriptores

Si volvieran los dragones

“El dragón mecánico”, esta nouvelle de Walter Biurrun es el relato de una mudanza, pero es mucho más, es una cornucopia de personajes grotescos e imágenes magnéticas.

Esta nouvelle de Walter Biurrun es el relato de una mudanza, pero es mucho más, es una cornucopia de personajes grotescos e imágenes magnéticas. Comienza con la aparición portentosa –“como un místico animal en pena”– del viejo camión de mudanzas y su tripulación: Lucas, Mateo y el sargento Traz en la cabina, el increíble Pedro y el “Pulga” en la caja. Esta troupe de peones se divierte, se burla y pelea entre sí, y se detiene a reponer el alcohol en sangre del sargento Traz antes de llegar tarde a la mudanza.

En el segundo capítulo, sin dar tiempo para que el lector acomode los personajes en el camión, el narrador introduce la silenciosa casa de los Estrella, a Vladimiro –el editor del diario del partido–, a sus hijas Laura y Milka, a la fotografía de su esposa muerta, a su suegro Gurnov...

Artículo para suscriptores

Hacé posible el periodismo en el que confiás.
Suscribiéndote a Brecha estás apoyando a un medio cooperativo, independiente y con compromiso social

Para continuar leyendo este artículo tenés que ser suscriptor de Brecha.

Suscribite ahora

¿Ya sos suscriptor? Logueate

Artículos relacionados

Edición 2003 Suscriptores
El cambio climático y el drenaje montevideano

Tricentenario desde la alcantarilla

Edición 2003 Suscriptores
La JUTEP postergó la discusión sobre declarar omiso a Sartori por segunda vez

El esquivo

Edición 2003 Suscriptores
La opaca trama empresarial detrás de una transacción inmobiliaria en la costa de Canelones

La cancha, el colegio y los caballeros

Edición 2003 Suscriptores
Los intentos sistemáticos para modificar la ley de violencia basada en género

Sin inocencia