Datos públicos – Brecha digital

Datos públicos

Autoridades de la Ort y de la Universidad de Montevideo acercaron a Brecha los nombres de los proyectos financiados a través del controvertido régimen de "donaciones especiales", que permite a las empresas donantes descontar impuestos. Asimismo aclararon, a pesar de lo informado oficialmente por el Ministerio de Economía en la rendición de cuentas enviada al Parlamento, que han enviado a esa repartición los datos con el rendimiento de gasto obligatorio.

El administrador de la Universidad Ort, Daniel Oliveri, acercó a Brecha una serie de documentos en los que figuran los proyectos de esa casa de estudios financiados en 2015 a través del régimen de donaciones especiales que permite descontar impuestos, previsto en la ley 18.834 y otras normas posteriores. Entre las propuestas entregadas por el directivo aparecen las siguientes: “Fortalecimiento de la Facultad de Administración y Ciencias Sociales de la Universidad Ort”; “Cátedra de Emprendedurismo”; “Proyecto de equidad de acceso a los estudios universitarios y técnicos para estudiantes de ingresos insuficientes”; “Camino Tics”; “Fondo de becas para carreras no universitarias” y “La casa uruguaya Sdlc”. En los seis casos, presentados por la institución de estudios terciarios en los plazos pertinentes, entre el 22 de febrero y el 3 de marzo de 2016, los documentos de rendición del gasto sobre los proyectos aprobados poseen una firma de acuse de recibo por parte de funcionarios del Ministerio de Economía y Finanzas (Mef), y por tanto tienen para la Ort el aval de esa secretaría de Estado. Información similar, menos detallada pero con los correspondientes acuses de recibo por parte del Mef, envió a este semanario la licenciada Marianne Schneeberger, directora de Comunicación y Relaciones Institucionales de la Universidad de Montevideo.

Sin embargo estas informaciones no figuran en el anexo de “Donaciones especiales” del proyecto de rendición de cuentas entregado oficialmente por el Mef al Parlamento el pasado 16 de junio, ya aprobado por la Cámara de Diputados. Así puede constatarlo cualquier persona que revise el texto de la rendición en el sitio web del Ministerio de Economía o en el Parlamento.1

El documento utilizado periodísticamente por Brecha, que forma parte de la rendición de cuentas entregada por la Contaduría General de la Nación con el fin de ser considerada por las cámaras,2 está fechado en junio de 2016. El título es: “Rendición de cuentas y balance de ejecución presupuestal. Ejercicio 2015. Donaciones especiales”. En ese material oficial, el único en la materia que es de acceso público y el mismo que es manejado por la totalidad de los diputados y senadores, el Mef da cuenta de que sólo dos universidades privadas remitieron la información obligatoria de acuerdo al Sistema de Donaciones Especiales: la Universidad Católica (Ucudal) y la Universidad de la Empresa (Ude). En el texto oficial se consigna como única información presentada por la Ucudal un estado contable preliminar, y en el caso de la Ude un exhaustivo estado contable, con auditoría externa incluida (aunque en ambos casos no aparecen los proyectos financiados por donaciones). No hay ninguna mención a la información requerida para los casos de la Ort, la Universidad de Montevideo y el Claeh. Esto fue lo que consignó Brecha en su edición del 12 de agosto, al considerar tales datos como la última información oficial válida y vigente, presentada ante el Parlamento por el Ministerio de Economía, organismo encargado de aplicar y monitorear este régimen de donaciones. Curiosamente, como si fuera un calco, son exactamente la Ude y la Ucudal las universidades que también aparecen mencionadas como las únicas remitentes de información en la rendición de cuentas del Poder Ejecutivo del ejercicio 2014.

Hasta el momento esos datos formalmente enviados por el Mef en junio pasado al Parlamento, en representación del Poder Ejecutivo, son los únicos oficiales disponibles para cualquier ciudadano. El número de proyectos aprobados de las universidades y demás centros de educación, su naturaleza, sus objetivos, su costo y su resultado no forman parte de la información pública entregada por Economía a los parlamentarios, ni están accesibles –a pesar de que implican renuncia fiscal para el Estado– en ningún sitio público de la web. El anexo “Donaciones especiales” de junio sí posee el listado de empresas donantes de cada uno de los centros educativos y sociales comprendidos en la llamada ley de mecenazgo, así como el monto que cada uno de ellos ha destinado con el fin de quedar comprendido en los beneficios fiscales (los donantes pueden deducir hasta el 83 por ciento de lo donado en sus facturaciones de los impuestos a las rentas empresariales –Irae– y patrimonio). Esa es la única información vertida por el Ministerio de Economía, el organismo regulador de este régimen, a los parlamentarios que estudian la modificación del mecanismo y que requieren insumos para la toma de decisiones. Hasta ahora el Mef no ha divulgado públicamente los tipos de proyectos financiados, así como los indicadores de cumplimiento.

 

  1. https://www.mef.gub.uy/innovaportal/file/15923/1/donaciones_especiales.pdf y https://legislativo.parlamento.gub.uy/temporales/D2016060479-125012014.pdf
  2. https://www.mef.gub.uy/18666/1/mef/poder-ejecutivo-presento-al-poder-legislativo-rendicion-de-cuentas-2015.html

 

Artículos relacionados