Descalabro en la torre de marfil – Brecha digital
Edición 1513 Suscriptores

Descalabro en la torre de marfil

El reciente conflicto salarial de jueces, fiscales y funcionarios registrales genera las primeras tensiones entre el mujiquismo y los dirigentes cercanos a Tabaré Vázquez, y abre una discusión sobre las reformas en el Poder Judicial que no tiene consenso en el Frente Amplio.

Salas de audiencias de la justicia penal. El conflicto se agudiza / Foto Juanjo Castel

Al finalizar la dictadura había consenso político sobre la necesidad de restablecer la independencia del Poder Judicial y evitar así que la suerte salarial de magistrados y fiscales se decidiera en las salas y despachos del Palacio Legislativo. La solución acordada fue la nueva ley orgánica de la judicatura y organización de los tribunales (ley 15.750, aprobada en 1985) que establece en su artículo 85 que el sueldo de los miembros de la Suprema Corte de Justicia (Scj) y del Tribunal de lo Contencioso Administrativo no podrá ser inferior al de los secretarios de Estado. La solución era fácil: los jueces ganarían lo mismo que los ministros del Ejecutivo; y si se aumentaban los sueldos de estos últimos, automáticamente también subían los de los magistrados. Se buscaba así evitar cualquier pre...

Artículo para suscriptores

Hacé posible el periodismo en el que confiás.
Suscribiéndote a Brecha estás apoyando a un medio cooperativo,
independiente y con compromiso social

Para continuar leyendo este artículo tenés que ser suscriptor de Brecha.

Suscribite ahora

¿Ya sos suscriptor? Logueate

Artículos relacionados

Edición 1923 Suscriptores
Con el historiador italiano Mimmo Franzinelli

La definitiva normalización del fascismo

Edición 1923 Suscriptores
Con Sônia Guajajara, candidata indígena a diputada federal por San Pablo

«No queremos más un Brasil sin nosotros»

Edición 1923 Suscriptores
Elecciones brasileñas

El enigma del después

Cultura Suscriptores
Nuevo biopic sobre Marilyn Monroe en Netflix

Estado de misterio

Cultura Suscriptores
Un juego de rol feminista ha llegado a Uruguay

¿Dónde estás, Alice?