Cultura Suscriptores

El cielo de Arizona

Baladas poderosas.

Nace una estrella.

De entre todo el universo de historias con el que
podría haber contado para estrenarse como director, Bradley Cooper eligió un
relato de amor rigurosamente clásico, y lo dirigió de una forma exquisita,
visceral y nostálgica, dándole una frescura inesperada al viejo mito de
Hollywood. Todo eso puede trasladarse a una banda sonora compuesta por piezas
originales que, además de ser un correlato preciso y cronológico de las
emociones de los personajes a lo largo de la trama (un logro que no todos los
musicales suelen alcanzar), tienen vida propia, respiran y se expanden más allá
de la pantalla. El conjunto, interpretado por Cooper y Lady Gaga, y que cuenta
con la participación de artistas como Mark Ronson y Lukas Nelson, está
compuesto por baladas que destilan la impronta del country y del po...

Artículo para suscriptores

Hacé posible el periodismo en el que confiás.
Suscribiéndote a Brecha estás apoyando a un medio cooperativo,
independiente y con compromiso social

Para continuar leyendo este artículo tenés que ser suscriptor de Brecha.

Suscribite ahora

¿Ya sos suscriptor? Logueate

Artículos relacionados

Las políticas culturales en la ley de presupuesto

Quién sabe

Suena la Orquesta de las Mil Melodías1

Un, dos, tres, ¡va!

Relojes: álbum digital de Marco Tortarolo1

Un disco que transcurre

Cultura Suscriptores
Ennio Morricone (1928-2020).

Mentiras honestas y brillantes