Los tigres y las cosas - Semanario Brecha
Edición 1397 Suscriptores

Los tigres y las cosas

Eduardo Lizalde Dime tu nombre, cosatu desnudo tejidopor el nombre y sus cáñamos seguros.Bestia que el solo grito de su cazadorya enjaula,mosca en su claustro edénico de miel,oveja ensoñada por el copode su ovillo futuro. Cosa, cómo te llamas.Si el nombre humea por tu cuerpocomo la trepadora escrita,la hiedra de frutos salivaresurdida flor a flor con tu materia–como trabando el agua con el vidrio    sin romper el agua–,sí te llamas entonces,ente bautizadoque la lengua pule en su taller sonoro. (Fragmento de “Cada cosa es Babel”) *** Cualquiera de las formas que se elija para ir desde Managua a Ciudad de México terminará con el viajero sentado en una silla del café La Ópera con el cuello torcido buscando en el techo el agujero de la bala que disparó Pancho Villa. O en otra ...

Artículo para suscriptores

Hacé posible el periodismo en el que confiás.
Suscribiéndote a Brecha estás apoyando a un medio cooperativo, independiente y con compromiso social

Para continuar leyendo este artículo tenés que ser suscriptor de Brecha.

Suscribite ahora

¿Ya sos suscriptor? Logueate

Artículos relacionados

Edición 2003 Suscriptores
El cambio climático y el drenaje montevideano

Tricentenario desde la alcantarilla

Edición 2003 Suscriptores
La JUTEP postergó la discusión sobre declarar omiso a Sartori por segunda vez

El esquivo

Edición 2003 Suscriptores
La opaca trama empresarial detrás de una transacción inmobiliaria en la costa de Canelones

La cancha, el colegio y los caballeros

Edición 2003 Suscriptores
Los intentos sistemáticos para modificar la ley de violencia basada en género

Sin inocencia