Cultura Suscriptores

Los vivos son falsos muertos

Cementerios de neón, de Andrés Felipe Solano. Tusquets, Buenos Aires, 2017. 200 págs.

Cementerios de neón, de Andrés Felipe Solano. Tusquets, Buenos Aires, 2017. 200 págs.

Hace ocho años la aclamada revista británica Granta decidió hacer una lista de los mejores narradores jóvenes hispanohablantes; era la primera vez que se aventuraba más allá de la lengua inglesa. La selección estuvo a cargo de varios escritores –entre otros Edgardo Cozarinsky– y de los responsables de la versión española de la revista. La lista final, con amplia mayoría de españoles y argentinos, incluía a un colombiano, Andrés Felipe Solano (Bogotá, 1977), que hasta aquel momento había publicado solamente una novela. A partir de entonces ha cumplido con las expectativas y creado una obra que se mueve entre el periodismo y la narrativa, y que desde su mudanza a Seúl, hace seis años, habita tanto en Colombia como en Corea.
Cementerios de neón comienza con un joven colombiano, Salgado, que ...

Artículo para suscriptores

Hacé posible el periodismo en el que confiás.
Suscribiéndote a Brecha estás apoyando a un medio cooperativo,
independiente y con compromiso social

Para continuar leyendo este artículo tenés que ser suscriptor de Brecha.

Suscribite ahora

¿Ya sos suscriptor? Logueate

Artículos relacionados

Críticas Suscriptores
El testamento de Andrea Camilleri

Divina ceguera

Críticas Suscriptores
Tokarczuk publicada en reversa

Breve historia del mundo