Salto de género - Semanario Brecha
Edición 1552 Suscriptores

Salto de género

Las tres bancas por Salto en la Cámara de diputados están ocupadas por mujeres, un hecho sin antecedentes en un departamento poco acostumbrado a contar con mujeres en el Poder Legislativo. En ninguno de los otros 18 departamentos hay mayoría de mujeres electas para la diputación, y en 12 de ellos esos cargos son ocupados sólo por hombres.

Manuela Mutti, Alba Cocco y Catalina Correa. Las tres legisladoras frenteamplistas que ha tenido Salto

Cerca de la medianoche de cada lunes o martes Manuela Mu-tti (Mpp), Cecilia Eguiluz (Vamos Uruguay) y Catalina Correa (lista 888, liderada por el intendente Andrés Lima) dejan sus casas y van a la terminal de ómnibus de Salto, donde inician un viaje de seis horas hasta Montevideo para trabajar en el Palacio Legislativo. Son las diputadas que representan a Salto en esta legislatura, y el hecho de que las tres sean mujeres es noticia en Uruguay, donde apenas 19 de los 99 miembros de esa Cámara lo son.

Las relaciones familiares –y en especial el vínculo con sus hijos– tuvieron y tienen un peso importante para que las tres decidieran asumir la responsabilidad de ser diputadas y ejercer esos cargos. No eluden responder este tipo de preguntas, ni tampoco cuánto les es necesario el apoyo famil...

Artículo para suscriptores

Hacé posible el periodismo en el que confiás.
Suscribiéndote a Brecha estás apoyando a un medio cooperativo, independiente y con compromiso social

Para continuar leyendo este artículo tenés que ser suscriptor de Brecha.

Suscribite ahora

¿Ya sos suscriptor? Logueate

Artículos relacionados

1996 Suscriptores
El cierre de colegios y la respuesta oficial

El ansiolítico

1996 Suscriptores
Obras en la embajada de Estados Unidos

La ocupación

1996 Suscriptores
La discusión por el interior y las precandidaturas del Frente Amplio

Primera zancadilla

1996 Suscriptores
La fiscalía desestimó la denuncia penal del gobierno por la construcción del Antel Arena

No hubo delitos

1996 Suscriptores
Dudas y expectativas sobre el anuncio de una nueva –y privada– aerolínea de bandera

Enramada