Edición 1555 Suscriptores

Un voto contra la corrupción

Las elecciones generales del domingo pasado en Guatemala le dieron la victoria a James Morales, del Frente de Convergencia Nación (Fcn), un partido creado por retirados militares. Las movilizaciones bajo banderas anticorrupción, que llevaron a la caída del ex presidente Otto Pérez Molina, corren el riesgo de no desembocar en nada demasiado nuevo.

Le bastó a Morales presentarse como “ni corrupto ni ladrón” para ganar una elección en la que obtuvo el respaldo de uno de cada cuatro electores. Detrás de él se ubicaron la ex primera dama Sandra Torres, representante de la Unidad Nacional de la Esperanza, identificada como socialdemócrata, y Manuel Baldizón, presidenciable del partido Líder. Hoy viernes debería saberse quién de ellos se ubica en segundo lugar y disputa con Morales la segunda vuelta electoral, a fines de octubre. Semanas antes, los sondeos de opinión situaban a los tres partidos en los primeros lugares, pero en distinto orden. Baldizón se perfilaba como favorito, pero las investigaciones presentadas en los últimos meses por la Comisión Internacional Contra la Impunidad en Guatemala (Cicig) y el Ministerio Público (MP) alt...

Artículo para suscriptores

Hacé posible el periodismo en el que confiás.
Suscribiéndote a Brecha estás apoyando a un medio cooperativo,
independiente y con compromiso social

Para continuar leyendo este artículo tenés que ser suscriptor de Brecha.

Suscribite ahora

¿Ya sos suscriptor? Logueate

Artículos relacionados

Sociedad Suscriptores
El presupuesto de la Udelar

Todo gasto es político

Mundo Suscriptores
Pujas por la postergación de la elección del presidente del BID

No tan rápido

Mundo Suscriptores
Racialidad, Policía y disidencia política en Cuba.

Negras intenciones

Sociedad Suscriptores
Amenaza de usar la fuerza pública al servicio de la patronal

Al borde del derrape