Una oferta para usted - Brecha digital

Una oferta para usted

El intendente de Salto y sus nexos con la prensa local

El intendente Germán Coutinho –ex periodista deportivo– se ha rodeado de personajes vinculados a los medios de comunicación. Para el Frente Amplio local estos vínculos explican el “buen tratamiento” que recibe de los medios, y dan pie a una serie de cuestionamientos por “clientelismo” político.

 

Desde sus días como periodista deportivo, el intendente de Salto, Germán Coutinho (Vamos Uruguay), ha mantenido una buena relación con los medios de comunicación del departamento. A tal punto que varios de los cargos de confianza en el gabinete fueron ocupados por notorios comunicadores. Esta estrategia de rodearse de personajes vinculados a los medios contribuye, según el fa, a generar una “vitrina de exposición” a la comuna. Pero con la última rendición de cuentas, que develó que el Departamento de Comunicaciones había gastado 16 millones de pesos, esta estrategia comenzó a ser cuestionada desde la oposición.
Con el crecimiento de las actividades promocionales de la comuna, denunciado por el fa, la cuestión de los periodistas-funcionarios municipales se ha transformado en un “tema recurrente”, señala Jorge Rodríguez, conductor del programa Animal político (Cable Visión Salto). Rodríguez entrevistó a Coutinho en su programa, y al consultarle sobre la cantidad de periodistas que ingresaron a la Intendencia recibió, en un tono jocoso, una oferta por parte del intendente.
“¿Cuántos (periodistas) entraron a la Intendencia?”, preguntó Rodríguez. “Yo tengo que hablar con usted cuando termine el programa porque quiero seguir agregando (gente) al equipo… Me gustaría hacerle una oferta”, agregó Coutinho. Entre risas, Rodríguez rechazó el convite porque “sólo se vincula” a la política desde el periodismo. Rodríguez reiteró la pregunta. Y recordó que cada vez que invita a Coutinho insiste sobre eso sin tener respuesta. “Sí, me pregunta siempre lo mismo. Algún día se lo voy a contestar”, respondió el intendente, quien curiosamente sostuvo que “también habría que ver qué es periodista, qué es comunicador, qué es presentador, vamos a hacer un concepto más descriptivo”. La respuesta nunca llegó, y Rodríguez le solicitó irónicamente que la respuesta no llegue al final del mandato.
El clima era tenso porque el periodista preguntaba sobre los cuestionamientos del fa en torno a la rendición de cuentas, controversia que incluye, por ejemplo, el ingreso de entre 300 y 400 funcionarios sin concurso, con acusación de “clientelismo” mediante. Coutinho “quería hablar de las obras y de los proyectos y de que Salto se mueve. Nosotros queríamos hablar de las cuentas de la Intendencia. En base a eso vino un enojo, y una oferta de trabajo en broma”, dijo el periodista a Brecha. En medio del contrapunto Rodríguez le pidió al intendente que le “avise a un periodista que defiende bastante su gestión que acá no se arman preguntas con el entrevistado”. “Me parece el colmo que yo a usted le esté haciendo los mandados. Avísele usted”, respondió Coutinho. Y mientras el jefe comunal apuntaba “que tenía muchos amigos”, Rodríguez le respondió que son las reglas del juego que el periodista le pregunte sobre cosas no tan buenas. “Es un hecho que hay muchos periodistas trabajando en la Intendencia, y el drama es que están de los dos lados. La mayoría están en relaciones públicas y en prensa. Así la noticia es sólo una y todos los días figura el intendente inaugurando algo”, agregó el conductor.
Son varios los jerarcas y funcionarios que han volcado su experiencia en comunicación en la Intendencia salteña; desde cargos de extrema confianza hasta administrativos. El director de Cultura, Mario
Kroeff, estuvo vinculado a una fm salteña hasta asumir su cargo. Más llamativo es el caso del director de Juventud, Marcelo Galarza, que cobra un sueldo bruto de 80 mil pesos, y a la vez es conductor del informativo de Cable Visión Salto. Antes de entrar a la Intendencia se desempeñaba como periodista deportivo, y es señalado como uno de los referentes de Vamos Uruguay en Salto.
El director de la Comisión de Eventos, Víctor Hugo Solís, quien también ocupa un cargo de confianza, tiene experiencia conduciendo programas de entretenimiento. Lo mismo Wa-shington Torterollo, director de Promoción, “que tiene un programa de difusión turística hace añares en el canal cable de Salto”, contó a Brecha la secretaria general de la Intendencia, Cecilia Eguiluz.
El periodista Rodolfo Berneda (prensa de la Intendencia) y Carlos Rocha (de Relaciones Públicas) también fueron periodistas deportivos. Roberto Cerpa firmaba, al menos hasta julio pasado, artículos sobre eventos deportivos en el diario Cambio y ahora trabaja en el área de Comunicación de la comuna. Luis Suetta también viene del diario Cambio (aunque ha renunciado al medio) y realiza tareas de comunicación sobre deportes y espectáculos, dijo Eguiluz. También Ruben Chagas, de radio Arapey, ha sido contratado como maestro de ceremonias, confirmó la secretaria. “Pero él no es periodista. Él tiene un programa de ‘magazine’ y actualidad, no programas periodísticos o políticos”, adujo.

ATENCIÓN AL PÚBLICO. El jocoso diálogo entre Coutinho y Rodríguez ilustra en parte toda una serie de vínculos que para el fa local no es del todo sancta. Gonzalo Sualina, dueño del portal Salto al Día, publicó un editorial en donde relataba cómo había perdido su trabajo como administrativo en la dirección de Desarrollo Social. Según relató, antes de ingresar a la Intendencia había protagonizado un fuerte entredicho con el hoy ex asesor en comunicación de Coutinho, Leandro Pauletti, a quien acusó de presionar a los medios para favorecer al intendente. El asesor a su vez lo acusó de pedir cargos después de la última campaña electoral, y de estar “caliente” porque no obtuvo ninguno. En el entorno de la asesoría en comunicación de la comuna se considera a Sualina “un periodista partidario” que trabajó para Coutinho. Sualina no oculta su afinidad colorada: “Yo fui a pedirle trabajo a Germán porque él no me había dado pelota nunca, siendo que yo trabajando en diarios y radios lo apoyé desinteresadamente y nunca le cobré un peso”, reconoció a Brecha.
Para aplacar críticas –cuenta Sualina– la Intendencia tuvo interés en darle un cargo como administrativo, con un sueldo de 17 mil pesos: “En aquel momento cuando le solicité a Germán la posibilidad de trabajar, se lo pedí porque mi situación económica era complicada”. El intendente le respondió que se acercara, porque “lo necesitaban para trabajar”. “Yo siempre fui muy independiente y si tenía que denunciarlos, denunciaba”, dice. Relata que nunca se sintió cómodo en el trabajo. Nunca supo qué tarea tenía que realizar, a pesar de que propuso a la comuna crear un sector de donación de alimentos. Su contrato temporario no fue renovado. Sualina alega que la cancelación se debió a una nota publicada el 25 de agosto, en la que el periodista denunciaba irregularidades en la dirección de Cultura.
Coutinho, de licencia por motivos personales, se excusó de responder ante la consulta de Brecha, pero recomendó consultar a la secretaria general. Cecilia Eguiluz negó a Brecha que no se haya renovado el contrato a Sualina por su nota (“Si él entiende que fue por eso, lo lamento”). Pero ¿por qué –en una intendencia de Vamos Uruguay que profesa una “nueva forma de hacer política”– se busca a un periodista para tareas administrativas? “Él estaba con un proyecto interesante que tenía que ver con la atención al público y la movilidad en la Dirección de Desarrollo Social. No era un proyecto de gobierno. Prescindimos de él porque fue contratado para hacer tareas puntuales y no había más necesidad en el servicio”, explicó Eguiluz.
La sistemática contratación de comunicadores y el escándalo generado por Sualina motivaron un comunicado de la Vertiente Artiguista. “Sualina se torna indefendible. El comunicado es un repudio a la política de comunicación de la Intendencia. A la acción de la compra de periodistas”, comentó a Brecha la dirigente María de los Ángeles Machado. El diputado Andrés de la Iglesia (ps) no se lanza a afirmar que se compraron periodistas, pero sí sostiene que es natural que la situación de dependencia incida en las coberturas: “Hay tres diarios y ninguno tiene una voz crítica. Creo que es un gobierno que ensalza el tema de la comunicación. Hay un número importante trabajando en el área de comunicación, y hay fotos hasta para inaugurar un zócalo”. En la web del Partido Comunista el edil Daniel Dalmao sostuvo que los 16 millones gastados en Comunicaciones es “propaganda, marketing político. ¿Tendrá algo que ver esto con el generoso tratamiento que recibe el intendente en la mayoría de los medios de comunicación salteños, o la llamativa adhesión y militancia que provoca en varios periodistas locales?”.
El oficialismo colorado atribuye las críticas a la campaña electoral. “En Salto nos conocemos todos y el fa sabe que trabajamos bien con los medios. Al haber sido periodista deportivo, Germán conoce mucha gente que lo acompaña y lo sigue políticamente. Y es un tipo que notoriamente tiene ventaja en el tema comunicacional”, opinó Eguiluz.

Artículos relacionados