Cuesta arriba - Semanario Brecha
Edición 1413 Suscriptores

Cuesta arriba

“Bel Ami” Nada ni nadie parece interponerse en los planes que el joven ex soldado se traza para llegar a la cima de la sociedad parisina de fines del siglo xix. Su apostura y la buena disposición con la que capta los modales burgueses lo ayudan a disimular un origen humilde y, en especial, a seducir a cuanta mujer le puede resultar útil para ascender entre quienes lo rodean. Un puesto de periodista, el entrenamiento para destacar en tal labor, y las debidas alianzas con las damas que le convienen lo conducen por cierto a mejorar su posición, por más que, como bien lo desliza Guy de Maupassant, autor de la estupenda novela original, en el camino recorrido puede pasar inadvertido el verdadero amor. En un mundo regido por la vanidad y la hipocresía, un gran hipócrita, en suma, siempre triunf...

Artículo para suscriptores

Hacé posible el periodismo en el que confiás.
Suscribiéndote a Brecha estás apoyando a un medio cooperativo, independiente y con compromiso social

Para continuar leyendo este artículo tenés que ser suscriptor de Brecha.

Suscribite ahora

¿Ya sos suscriptor? Logueate

Artículos relacionados

Edición 2003 Suscriptores
El cambio climático y el drenaje montevideano

Tricentenario desde la alcantarilla

Edición 2003 Suscriptores
La JUTEP postergó la discusión sobre declarar omiso a Sartori por segunda vez

El esquivo

Edición 2003 Suscriptores
La opaca trama empresarial detrás de una transacción inmobiliaria en la costa de Canelones

La cancha, el colegio y los caballeros

Edición 2003 Suscriptores
Los intentos sistemáticos para modificar la ley de violencia basada en género

Sin inocencia