Edición 1392 Suscriptores

Cuídese de la desigualdad: hace mal a la salud

“La desigualdad de ingresos conduce a la baja autoestima, el estrés crónico y la depresión relacionada con la ansiedad de estatus. Esto lleva a una menor esperanza de vida.”(Karen Rowlingson, investigadora de la Universidad de Birmingham, 2011.)Un político, o acaso un tertuliano de los medios de comunicación, resumió toda una forma de pensar hace poco: “me preocupa la pobreza, no la desigualdad, porque no soy envidioso”. Si las investigaciones al respecto están en lo cierto, habría mejores razones que la envidia para preocuparse por la desigualdad. Y no sólo de tipo moral, filosófico, económico o político. Hace mal a la salud. Al menos eso concluyen varios epidemiólogos que han comparado a los países del mundo en cuanto a sus resultados en materia de salud y bienestar social, incluyendo...

Artículo para suscriptores

Hacé posible el periodismo en el que confiás.
Suscribiéndote a Brecha estás apoyando a un medio cooperativo,
independiente y con compromiso social

Para continuar leyendo este artículo tenés que ser suscriptor de Brecha.

Suscribite ahora

¿Ya sos suscriptor? Logueate

Artículos relacionados

Mundo Suscriptores
Convulsión social en Colombia por la brutalidad policial

Pulsión letal

Mundo Suscriptores
Venezuela tras el llamado de Capriles

El dilema opositor

Cultura Suscriptores
Centenario de Ray Bradbury

Espejo del futuro

Cultura Suscriptores
Sobre Anástrofe, de Sandino Núñez

El daño ya está hecho

Sociedad Suscriptores
Sobre el presupuesto (no) destinado a la Ley Integral contra la Violencia Basada en Género

¿A quién le importa?