Doble discurso - Semanario Brecha
Edición 1429 Suscriptores

Doble discurso

“Efectos colaterales” Con un estilo terso que impulsa a la platea a pensar que todo lo que no resulta claro se habrá de explicar al poco rato, Steven Soderbergh comienza, acá,* a desarrollar una historia que parece apuntar a señalar los estragos inesperados que pueden causar ciertos medicamentos tranquilizantes. Una muerte, una culpabilidad discutible y discutida, la participación de un psiquiatra que sustituyó a una colega y las equívocas declaraciones de alguien que puede transitar de la posición de victimario a la de víctima, asoman en medio del desfile de menciones a diversas píldoras que los profesionales recomiendan, habida cuenta o no de los efectos llamados colaterales que las mismas llegarían a provocar en algunos consumidores. Pero todo aquello que Soderbergh –y su guionista S...

Artículo para suscriptores

Hacé posible el periodismo en el que confiás.
Suscribiéndote a Brecha estás apoyando a un medio cooperativo, independiente y con compromiso social

Para continuar leyendo este artículo tenés que ser suscriptor de Brecha.

Suscribite ahora

¿Ya sos suscriptor? Logueate

Artículos relacionados

Edición 2008 Suscriptores
El «caso Spektorowski» y sus derivaciones

Cuestión de límites

Edición 2008 Suscriptores
Oficialismo apura nueva ley a medida de los grandes medios de comunicación

Haz lo que yo digo

Edición 2008 Suscriptores
Pereyra, el Álvarez Cortés y el revival de los dos demonios

Acá no pasó nada

Edición 2008 Suscriptores
Desregulaciones en el sector de transporte terrestre de carga

Rutas de nadie

Edición 2008 Suscriptores
Zelmar Michelini en 1972

Antes de febrero