El isleño universal - Semanario Brecha
Cultura Suscriptores

El isleño universal

Con Pedro Guerra Cantó descalzo esta noche en Montevideo. Como lo hacía en Madrid en 1993, cuando hipnotizaba noctámbulos en un café bohemio. Muchas lunas y 13 discos después, este cantautor nacido en Güímar (no olvido, Pedro, la diéresis y el tilde que te obsesionan), pueblo de la isla canaria de Tenerife, festejó tres décadas de música y el álbum triple que las repasa, 30 años (Sony Music, 2013), en La Trastienda.* —¿Con qué ingredientes mantuviste una propuesta unipersonal durante treinta años?—El trabajo es uno. Trabajé mucho desde el principio, compuse mi primer tema a los 14 años, y en la época del Taller Canario de Canción (grupo que fundó en 1985 con Rogelio Botanz y Andrés Molina) concebíamos nuestro oficio como un trabajo al que había que acudir todos los días, dedicarle todo el ...

Artículo para suscriptores

Hacé posible el periodismo en el que confiás.
Suscribiéndote a Brecha estás apoyando a un medio cooperativo, independiente y con compromiso social

Para continuar leyendo este artículo tenés que ser suscriptor de Brecha.

Suscribite ahora

¿Ya sos suscriptor? Logueate

Artículos relacionados

Edición 2003 Suscriptores
El cambio climático y el drenaje montevideano

Tricentenario desde la alcantarilla

Edición 2003 Suscriptores
La JUTEP postergó la discusión sobre declarar omiso a Sartori por segunda vez

El esquivo

Edición 2003 Suscriptores
La opaca trama empresarial detrás de una transacción inmobiliaria en la costa de Canelones

La cancha, el colegio y los caballeros

Edición 2003 Suscriptores
Los intentos sistemáticos para modificar la ley de violencia basada en género

Sin inocencia