Mundo Suscriptores

La nueva ola

Ya en muchos países con el modelo de democracia occidental, hombres de negocios, actores, payasos han ganado elecciones. La razón básica es la misma: el sistema político tradicional con el correr del tiempo se ha institucionalizado (lo que llaman establishment), los políticos se profesionalizan y se van alejando de sus bases, que se sienten cada vez menos representadas.

Donald Trump ganó sorprendiendo a encuestadoras, analistas y observadores. No tendría que haber sido así. Ya en muchos países con el modelo de democracia occidental, hombres de negocios, actores, payasos –y en alguna parte hasta animales del zoológico municipal– han ganado elecciones. La razón básica es la misma: el sistema político tradicional con el correr del tiempo se ha institucionalizado (lo que llaman establishment), los políticos se profesionalizan, entran en el universo propio del reparto y de la administración de poder y se van alejando de sus bases, que se sienten cada vez menos representadas. Los que desconfían del establishment tampoco se libran fácilmente a las encuestas. En Estados Unidos los republicanos hicieron guerras por el petróleo y la industria armamentista. Los demó...

Artículo para suscriptores

Hacé posible el periodismo en el que confiás.
Suscribiéndote a Brecha estás apoyando a un medio cooperativo,
independiente y con compromiso social

Para continuar leyendo este artículo tenés que ser suscriptor de Brecha.

Suscribite ahora

¿Ya sos suscriptor? Logueate

Artículos relacionados

Cultura Suscriptores
La autobiografía de Woody Allen y sus problemas

El último acto

Cultura Suscriptores
Los trabajadores y las trabajadoras de Centros MEC en conflicto

Sobran los motivos

Mundo Suscriptores
Venezuela: debacle petrolera y elecciones parlamentarias

Un cóctel imprevisible

Mundo Suscriptores
El arresto de Álvaro Uribe

La mala hora del parapresidente