Política Suscriptores

Necesidad con cara de hereje

En tiempos difíciles, Uruguay explora tratados de libre comercio sin la oposición de antaño. Hoy en la izquierda, mayoritariamente, se discuten los contenidos de los TLC, pero no su existencia. Por lo cual el gobierno anuncia una lluvia de acuerdos de ese tipo y envió al Parlamento un tratado de protección de inversiones con Japón.

TLC por Ombú

 

El gobierno uruguayo se apresta a firmar, el martes 4 de octubre, un tratado de libre comercio (Tlc) de nueva generación con Chile y ha anunciado su intención de recorrer el mismo camino con México (con la idea de profundizar el ya acordado en 2004), Reino Unido y China. Y a diferencia de las políticas de inserción internacional desarrolladas durante las anteriores administraciones frenteamplistas, estos tratados serán unilaterales y fruto de una flexibilización de hecho de la norma 32/00 del Mercosur, que impedía la realización de esos acuerdos sin contar con los demás países del bloque regional. También está a consideración del Parlamento un tratado de protección de inversiones (Tbi, por su sigla en inglés) con Japón, cuya negociación se inició durante la presidencia de José Mu...

Artículo para suscriptores

Hacé posible el periodismo en el que confiás.
Suscribiéndote a Brecha estás apoyando a un medio cooperativo,
independiente y con compromiso social

Para continuar leyendo este artículo tenés que ser suscriptor de Brecha.

Suscribite ahora

¿Ya sos suscriptor? Logueate

Artículos relacionados

Mundo Suscriptores
Venezuela: debacle petrolera y elecciones parlamentarias

Un cóctel imprevisible

Mundo Suscriptores
El arresto de Álvaro Uribe

La mala hora del parapresidente

Mundo Suscriptores
Deuda externa y crisis climática en la pospandemia

¿Quién paga el pato?

Mundo Suscriptores
El acuerdo de Argentina con los acreedores internacionales

Gol en la hora

Cultura Suscriptores
Los amores queer de Virginia y Emily

El mundo mira fijamente