Política Suscriptores

No hay mal que por bien no venga

El inesperado gesto de Raúl Sendic llevó alivio a un Frente Amplio al que le costaba (y le cuesta) debatir sobre el comportamiento ético de sus gobernantes. Además el clima interno había llegado a tal grado que algunos integrantes de la 711 habían recordado a sus pares que todos tienen algún muerto en el ropero.

Lucía, Pepe y Sendic por Ombú.

A nivel de superficie, la cronología de los hechos ilustra sobre una rápida resolución de uno de los problemas más críticos que enfrentaba el oficialismo. Sendic anunció en el Plenario Nacional del Frente Amplio (FA) que renunciaba a la Vicepresidencia, el lunes la formalizó entregando una carta al Senado, y el miércoles, en una sesión que duró apenas un minuto, la Asamblea General del Legislativo la aceptó y nombró en su lugar a la primera senadora (Lucía Topolansky) del sublema más votado dentro del lema FA (Espacio 609), cumpliendo así los pasos que dicta la Constitución ante la vacancia del segundo cargo en importancia del país, al menos institucionalmente. Por otro lado, ese mismo miércoles, la Cámara de Representantes aceptó la dimisión de Gonzalo Mujica a su banca, por lo cual el Fr...

Artículo para suscriptores

Hacé posible el periodismo en el que confiás.
Suscribiéndote a Brecha estás apoyando a un medio cooperativo,
independiente y con compromiso social

Para continuar leyendo este artículo tenés que ser suscriptor de Brecha.

Suscribite ahora

¿Ya sos suscriptor? Logueate

Artículos relacionados

Política Suscriptores
Final de campaña en Montevideo

La pelea es adentro

Política Suscriptores
Cuatro barriadas con los candidatos

Por las calles de Montevideo

Política Suscriptores
Avanza la investigación por espionaje militar en democracia

Resabios de aquellos tiempos

Sociedad Suscriptores
Cabildo Abierto busca coronarse en el noreste montevideano

Viento en el quepis