Cultura Suscriptores

Otro mundo es posible

Las historietas de Osvaldo Cibils Dos por tres sale en las conversaciones. Como sucede con Fontanarrosa, como quizás en otras épocas sucedió con Quino, como ya no sucede con Peloduro. Para quienes en los años ochenta leyeron El Dedo y en los noventa Guambia, el que sale en las conversaciones es Osvaldo Cibils. Porque, a pesar de que pasaron 25 años y nunca fueron recopiladas, sus historietas están fijadas en la memoria de una generación.   Y, de repente, desapareció. Cibils, el historietista. Dejó de publicar, se fue, hizo otra cosa. El que quiere seguirlo, puede ver lo que está haciendo ahora a través de su página web, y es un camino sin retorno: uno puede quedarse a vivir dentro de la obra de Cibils. En la entrevista que acompaña a esta nota le pregunté sobre ese ahora de su obra...

Artículo para suscriptores

Hacé posible el periodismo en el que confiás.
Suscribiéndote a Brecha estás apoyando a un medio cooperativo,
independiente y con compromiso social

Para continuar leyendo este artículo tenés que ser suscriptor de Brecha.

Suscribite ahora

¿Ya sos suscriptor? Logueate

Artículos relacionados

Sociedad Suscriptores
El presupuesto de la Udelar

Todo gasto es político

Mundo Suscriptores
Pujas por la postergación de la elección del presidente del BID

No tan rápido

Mundo Suscriptores
Racialidad, Policía y disidencia política en Cuba.

Negras intenciones

Sociedad Suscriptores
Amenaza de usar la fuerza pública al servicio de la patronal

Al borde del derrape