Un gran comediante - Semanario Brecha
Cultura Suscriptores

Un gran comediante

Las personajes que Eduardo D’Angelo (1939-2014) proponía podían surgir a través de la radio. Por algo se lo conocía como “el hombre de las mil voces” y también “el hombre del doblaje”, aquel que de pronto se convertía en John Wayne cuyos tonos imitaba tal cual con el mérito extra de ni siquiera saber inglés.

D'Angelo en El video club, Decalegrón

Sin duda que desde muy pequeño había sido fiel espectador de cine, el arte que lo puso en contacto con las comedias del argentino Luis Sandrini, a quien recrearía en el recordado programa La revista infantil, creado por Miguel Ángel Manzi. El Sandrinito que hacía D’Angelo niño y luego adolescente en la radio Carve de principios de los cincuenta se supo ganar el espacio con mucho más de un “y... mientra’el cuerpo aguante”. No fue extraño que ya desde los primeros tiempos de la televisión, léase fines de los cincuenta, un juvenil D’Angelo asomara en Saeta, el único canal, en programas como el pionero Viejo Café del Centro, al lado de comediantes consagrados de uno y otro lado del Plata. Y aunque la pantalla chica por cierto lo aprovechó, el hombre nunca se olvidó de la radio, un medio donde ...

Artículo para suscriptores

Hacé posible el periodismo en el que confiás.
Suscribiéndote a Brecha estás apoyando a un medio cooperativo, independiente y con compromiso social

Para continuar leyendo este artículo tenés que ser suscriptor de Brecha.

Suscribite ahora

¿Ya sos suscriptor? Logueate

Artículos relacionados

Edición 2004 Suscriptores
Las inversiones de las empresas públicas en el actual período de gobierno

Se enfrían

Edición 2004 Suscriptores
Mario Bergara renunció a la pretensión de ser el presidenciable del FA

La fuerza de los dos polos

Edición 2004 Suscriptores
El MI no le respondió al Senado sobre la actuación de Capretti en el caso Astesiano

Si pasa, pasa

Edición 2004 Suscriptores
Uruguay batió un récord en la importación del principio activo de la Ritalina en 2023

Quédese quieto

Edición 2004 Suscriptores
Con Karina Batthyány, sobre el Sistema Nacional de Cuidados

«No solo no se avanzó, se retrocedió»