Vigencia de la agencia - Brecha digital
Otra colocación de la familia militar cabildante

Vigencia de la agencia

La pareja del director general de Secretaría del Ministerio de Vivienda, el coronel Gabriel Albornoz, está designada como personal de confianza del presidente del Correo, el coronel Rafael Navarrine. El patrón familiar-militar que prima en Cabildo Abierto se sigue manifestando en sus designaciones de cargos públicos.

Coronel (r)Gabriel Albornoz Presidencia de la República

La abundancia de cargos repartidos por Cabildo Abierto con criterios familiares –y con predilección por la familia militar– exige, para poder orientarse, algún tipo de clasificación. Están los hermanos, los hijos y hasta algún socio de los jerarcas del partido, pero las parejas tienen un lugar especial. Fue la designación de la pareja del diputado Martín Sodano la que hizo explícito el criterio manejado desde las altas cúpulas cabildantes para la asignación de cargos. Poco después del escándalo por el caso de Enrique Montagno, que dijo haber «montado una estructura gigantesca» en la Administración de los Servicios de Salud del Estado, según una grabación difundida por Búsqueda, la ministra de Vivienda, Irene Moreira, pasó revista por la Unidad Reguladora de Servicios de Energía y Agua (URSEA) para saber si su directora, Silvana Romero, había podido «colocar» algún correligionario en el organismo (véase «Agencia de colocaciones», Brecha, 7-IV-21).

Aquel intercambio de mensajes entre las cabildantes, difundido por este semanario, tuvo repercusión en las filas del partido. Distintos dirigentes y militantes se expresaron en las redes, algunos objetando el criterio para las designaciones y otros reivindicándolo. Entre quienes deslizaron críticas, estuvo la diputada Elsa Capillera, que en su cuenta de Facebook sostuvo que en su agrupación, Purificación, no había «grados militares ni políticos de experiencia», sino «gente trabajadora». Le salió al cruce, en los comentarios, el coronel retirado Gabriel Albornoz, director general de Secretaría del Ministerio de Vivienda y Ordenamiento Territorial (MVOT), encabezado por Moreira. Albornoz, que también integra Purificación y además es presidente del tribunal de disciplina de Cabildo Abierto, increpó a Capillera. «¿A qué teoría te querés adherir o de cuál te querés despegar?», preguntó a la legisladora, y le pasó factura: «Habemos varios militares que sin renegar de nuestra orgullosa condición trabajamos para que lograras el éxito que tuviste en octubre de 2019». El coronel también explicitó cómo llegó a ocupar su cargo en el MVOT: «Yo estoy allí por Cabildo y por mi amigo», el senador Guido Manini Ríos, escribió orgulloso.

Pero esa intervención del coronel no parecería ser solamente una defensa del estilo de conducción del partido, sino que el tema lo toca de cerca. Como director de Secretaría del MVOT, el salario de Albornoz sería de 82.837 pesos, según su declaración de ingresos presentada ante la Junta de Transparencia y Ética Pública, a la que accedió Brecha. En la misma declaración consta que suma su salario público a los 116.136 pesos que cobra como jubilación militar, arañando en total los 200 mil pesos de ingresos públicos. Al momento de presentar la declaración, Albornoz declaró que su pareja, Andrea Bibiana Morales, estaba desempleada. Pero su situación cambiaría el 3 de junio de 2020, cuando Morales fue contratada por la Administración Nacional de Correos (ANC), «en régimen de personal de confianza» para asistir al presidente del organismo, el coronel retirado Rafael Navarrine, también de Cabildo. En la resolución del directorio de la ANC, a la que accedió Brecha, a la pareja de Albornoz se le adjudica un sueldo de 68 mil pesos nominales por 40 horas semanales. Su contrato es por el plazo de un año, renovable automáticamente por períodos anuales hasta la culminación del mandato del presidente. Este semanario confirmó que Morales sigue en funciones en la ANC.

El caso se suma al de la pareja del senador Raúl Lozano, Laura Melo, prosecretaria de la Cámara de Representantes; al de Paola Clavarino, pareja de Eduardo Radaelli y directora de Protocolo y Relaciones Públicas del Poder Legislativo, y al de la pareja de Sodano en URSEA, María de los Ángeles Pereda.

Según informó Uy Press (28-IV-20) el año pasado, cuando ingresó al Estado el primer malón de militares retirados partidarios de Cabildo Abierto,Gabriel Albornoz egresó de la promoción militar 1979, al igual que Radaelli y el subsecretario de Defensa Rivera Elgue. Fue jefe de Inteligencia del Ejército en 2006 y 2007 y es hijo de Ramón Albornoz, militar que fuera director de la cárcel de Punta de Rieles durante la dictadura y luego director de una radio junto con Miguel Sofía (procesado por el homicidio del tupamaro Héctor Castagnetto y señalado como activo participante del Escuadrón de la Muerte). Navarrine, por su parte, pertenece a la promoción 1982.

CADA UNO CON SU CONTADORA

En el otro ministerio encabezado por Cabildo Abierto, el Ministerio de Salud Pública (MSP), conviven dos fuerzas en tensión. Cabildo tiene al ministro Daniel Salinas y también el tercer cargo en el orden jerárquico, ocupado por el coronel retirado Gustavo Cardoso, director general de Secretaría. Entre ambos está el hombre del presidente, José Luis Satdjian, del Partido Nacional. La pandemia puso a este ministerio en el foco de la atención pública, con el éxito del plan de vacunación como principal botín político.

En el marco de ese plan, el MSP contrató a varios militantes cabildantes para trabajar en la órbita de Cardoso, entre ellos, a la contadora Karina Sisniega (véase «Estado paralelo», Brecha, 30-IX-21). Por el lado de los blancos, a fines del mes pasado se incorporó al ministerio Magdalena Long, también contadora. Hija del dirigente nacionalista Ruperto Long, en 2020 fue directora del departamento financiero contable del Ministerio de Desarrollo Social (MIDES) y colaboró estrechamente con otro hombre de confianza de Luis Lacalle Pou, Nicolás Martinelli, mientras este fue director general de Secretaría en el MIDES. Long llegó a la cartera de salud a través de un pase en comisión desde el Tribunal de Cuentas, que lo autorizó el 22 de setiembre. En el tablero político del MSP se siguen moviendo fichas y la plantilla lejos está de quedar estática. 

Artículos relacionados

Política Suscriptores
La ley forestal, el veto y las tensiones en el gobierno

Realpolitik de coalición

Política Suscriptores
Los acuerdos y las diferencias en la coalición vistos desde el Parlamento

Mínimo común denominador

Política Suscriptores
Cabildo Abierto juega fuerte por la liberación de los militares presos

Otro revival

El proyecto para otorgar prisión domiciliaria a los mayores de 65 años

El beneficio es para los peores