Y el dolor de ya no ser - Semanario Brecha
Edición 1852 Suscriptores
Detrás de la estridencia de Graciela Bianchi

Y el dolor de ya no ser

En torno a Graciela Bianchi permanentemente se arremolinan escándalos de redes sociales. Su hiperconexión a Twitter y su estilo estridente y agresivo la mantienen en la picota. ¿Se podrá encontrar ahí algo políticamente relevante? ¿Tiene algo para decirnos el fenómeno Bianchi? ¿Se puede escuchar a través del ruido?

Esta nota bien podría ser un catálogo de exabruptos y escaramuzas. Material no falta. Tendría su gracia narrar el video viral en el que la protagonista grita exasperada a un pistero que le puso gasoil en vez de nafta. O ironizar sobre la exageración de sus acusaciones contra la izquierda. O mapear retuits desaconsejables. Bianchi tiene algo que hace a las redes moverse y que saca a la izquierda de quicio. ¿Pero cómo decir algo sobre ella que no retroalimente la crispación que evidentemente busca?

Los frenteamplistas tienden a responder ridiculizando. Y no es difícil entender por qué. Es el juego de las redes. A la estridencia se responde con la burla, produciendo un jolgorio de atención en el que todos los bandos cosechan likes. Bianchi es perfecta para el papel. Su carácter irascible,...

Artículo para suscriptores

Hacé posible el periodismo en el que confiás.
Suscribiéndote a Brecha estás apoyando a un medio cooperativo, independiente y con compromiso social

Para continuar leyendo este artículo tenés que ser suscriptor de Brecha.

Suscribite ahora

¿Ya sos suscriptor? Logueate

Artículos relacionados

Edición 1997 Suscriptores
Nuevo tributo a viajes fluviales abre una miríada de frentes al gobierno

Por el costado

Edición 1994 Suscriptores
Salto Grande otorgó concesión a uruguayos investigados por millonaria estafa en Paraguay

Debida diligencia

Edición 1994 Suscriptores
El silencio del MIDES sobre una denuncia contra las ollas populares que no avanzó

Después del ruido

El gobierno calla, pero Gandini habla sobre el conflicto en Gaza

Doble falta